Orfebres

¿Qué es un orfebre?

Según su etimología, la palabra orfebre deriva de aurífice, el que trabaja artísticamente el oro y otros metales preciosos y nobles. Históricamente, para nuestro oficio se ha empleado con asiduidad el término platero, incluso siglos atrás, se diferenciaba entre platero de oro y de plata blanca.

Hoy en día, se ha generalizado el término, y se denominan así profesionales del ámbito de la joyería, incluso aficionados que realizan abalorios en plástico y materiales similares,desprestigiando la tradición de nuestro oficio.

Actualmente, la actividad de nuestro taller se ha extendido traspasando los límites tradicionales del oficio de platero u orfebre, atendiendo muchas veces a trabajos en todo tipo de metales en general, debido fundamentalmente a la merma de oficios de nuestro ámbito... Más allá de las palabras y su significado, preferimos que nuestras obras hablen por sí mismas, y sobre nosotros, sobre nuestra forma de entender el oficio, sobre nuestra forma de entender la vida.

Piró: marca y acreditación

En una obra de orfebrería, el punzón identifica al orfebre que la realizó. Ya en la Edad Media, las cecas de las ciudades marcaban las obras tras la realización de un 'control de calidad' de los materiales empleados, y los gremios realizaban exámenes para dar la maestría a los orfebres que la demostraban.

Nuestra marca es una llama de fuego. Este símbolo nos enraíza formal y etimológicamente con el oficio. El fuego (pyros) es uno de los elementos esenciales de la naturaleza, y uno de los 'ingredientes' fundamentales de nuestro oficio...

Nos acredita la pertenencia al registro de
artesanos del Centro de Artesanía de la Comunidad Valenciana.